inicio NACIONAL Condena histórica a sacerdote mexicano que abusó de menores

Condena histórica a sacerdote mexicano que abusó de menores

Condena histórica a sacerdote mexicano que abusó de menores
0
0

El sacerdote Carlos López Valdez, de 70 años, fue condenado a 63 años de prisión por la justicia mexicana al encontrarse culpable de violar a un hombre cuando tenía 11 años, el dictamen también involucra directamente a dos obispos en activo, señalados por conocer y no denunciar las perversiones, informó El País.

Todo comenzó en el año de 1994, Jesús Romero, de 11 años quería ser misionero en las iglesias de San Agustín de las Cuevas y de San Judas Tadeo, donde conoció al sacerdote Carlos, a quien quiso como un padre, y con quien empezó a oficiar misa como clérigo.

“Un día le pidió permiso a mis papás para que me dejaran pasar un fin de semana con él. Al anochecer me pidió que me acostara con él a pesar de que había dos recámaras más. Sentí algo muy raro el que yo fuera a dormir con un sacerdote en la misma cama, era como si yo no pudiera compartir ese lugar, que a pesar de estar fuera de la parroquia estaba, al menos para mí, impregnado de algo sagrado. Yo me puse mi pijama para dormir pero él me dijo que eso era antihigiénico, que me la quitara. Obedecí con mucha pena, ya que nunca había estado desnudo delante de alguien que no fuera mi mamá”, dijo a El País.

Te recomendamos:   (VIDEO) Pareja es capturada tras robar dinero de las limosnas en una parroquia

“En la madrugada comencé a sentir que me tocaban mis partes íntimas. Desperté asustado y me di cuenta de que era él. No supe cómo reaccionar, simplemente no lo podía creer. A lo único que me pude aferrar fue a pensar que él estaba dormido”, recuerda sobre aquellos días.

“Pasó poco tiempo para que el sacerdote Carlos López Valdés aprovechara su posición para abusar de mí, sexual, física, espiritual y sicológicamente. El terreno fue fértil en mi contra y los abusos continuaron durante 5 años. Podría tratar de explicar todas las causas por las cuales permití que continuaran; sólo mencionaré algunas palabras que lo pueden definir: Miedo, culpa, confusión, misión, deuda, dolor, pérdida y estar fuera de sí mismo”, mencionó Romero para Proceso.

Te recomendamos:   Desaparece en hospital joven que estaba a punto de dar a luz

“Él tenía un arsenal de fotografías pornográficas. A él le gustaba hacerse fotos cuando abusaba de los niños. También le gustaba tomarles fotos a los niños desnudos. Tenía miles de fotos en su computadora. Cuando dejé la iglesia pude sacar sólo un disco, pero tiene cientos de discos. También tenía fotos en memory stick”, dijo Jesús Romero en una entrevista plasmada en libro Prueba de fe: La red de cardenales y obispos en la pederastia clerical escrita por los periodistas Raúl Vera López y Sanjuana Martínez.

En aquel tiempo, el obispo de Sinaloa, Jonás Guerrero, y de Colima, Marcelino Hernández, vieron las fotografías y se limitaron a enviar una carta al religioso sugiriéndole su ingreso en Casa Damasco “para atender su problemática”.

De acuerdo a la periodista Sanjuana Martínez, cuando Jesús salió de la iglesia se llevó un disco el cual contenía más de 70 imágenes, dichas fotos fueron las pruebas que hundió al sacerdote, en ellas se podía ver al sentenciado fotografiándose desnudo o con ropa erótica en posiciones explícitas de manera exhibicionista, también se mostraban fotos de niños durmiendo y durante el abuso sexual, todas ellas fueron tomadas en cuartos, salas, cocinas, patios, albercas.. etc.

Te recomendamos:   IMSS abre 8 mil 704 plazas, busca médicos y enfermeras

“El padre Carlos además de pederasta es pornógrafo. Su vida transcurría entre abusos sexuales, material pornográfico y Dios. Él en la mañana me masturbaba, salía, daba misa y las señoras le besaban la mano. ¿Qué pensaría él? Que es omnipotente, que nunca ha hecho mal. La misma gente fomenta a estos sacerdotes, las mismas autoridades que no hacen nada, el gobierno que lo sabe y permanece en silencio sin actuar”, dice Jesús en el libro de la periodista.

El dictamen del 8 de marzo fue un día histórico, ya que fue la suma de reproches del Ministerio Público por obstaculizar deliberadamente un caso repleto de pruebas y reabre el debate sobre el derecho canónico y su acomodo en el derecho civil.

Publicar tu comentario

Comentario

Derechos reservados