inicio INTERNACIONAL (VIDEO) Madre pide le devuelvan un oso que le fue robado, en su interior están las cenizas de su hija fallecida

(VIDEO) Madre pide le devuelvan un oso que le fue robado, en su interior están las cenizas de su hija fallecida

(VIDEO) Madre pide le devuelvan un oso que le fue robado, en su interior están las cenizas de su hija fallecida
205
0

En Youtube se puede ver el pedido desesperado de una madre que lo único que quiere es que le devuelvan el oso de peluche donde tiene las cenizas de su hija muerta. Ella se estaba mudando de Hollywood, en Estados Unidos, cuando dejó sus cosas en la acera cercana a su casa para llamar al vehículo de mudanza. Sin embargo, cuando regresó al lugar, ya no había nada.

Ella hizo un pedido para recuperar el osito de peluche. Asegura que no le interesa que el autor del robo le devuelva nada más. Esta osita vestida de blanco y con un lazo en la cabeza tiene un valor especial para ella: contiene las cenizas de su hija muerta. A través de Youtube y de medios de comunicación de Estados Unidos, La’Quinta McKinney realizó el conmovedor pedido.

Te recomendamos:   Salvavidas de Playas de Rosarito listos para recibir bañistas esta Semana Santa en BC

La mujer originaria de Florida, Estados Unidos, perdió a su bebé de dos meses en el 2016 debido a que la pequeña sufrió muerte súbita infantil. Los restos de su hija, La’Vae, fueron reducidos a cenizas e introducidos en el osito de peluche. Ella aseguró en el video compartido en Youtube y dirigido al ladrón, que no lo denunciará ante la justicia.

“A quien lo tenga le digo: no estoy furiosa contigo. Quiero decir, sé que no sabes lo que significa para nosotros”, dijo en declaraciones para un medio local. Además de compartir su pedido a través de Youtube, en su perfil de Facebook también realizó un llamado público. Refiriéndose a las demás cosas que le habían robado, escribió: “No me importa nada más porque he perdido tanto. Todo lo que quiero es mi bebé de vuelta”.

Te recomendamos:   Padres pidieron a sacerdote abusara de sus hijos

Fuente: Sin Embargo

(205)

Publicar tu comentario

Comentario