Banner Ayuntamiento 2017

inicio POLICIACA Mujeres, víctimas de la barbarie en Baja California

Mujeres, víctimas de la barbarie en Baja California

Mujeres, víctimas de la barbarie en Baja California
2.23K
0

Cuando los padres de Gabriela (17 años) salen por la mañana a trabajar o cuando regresan a su casa después de sus largas jornadas como albañil y empleada de limpieza en una maquiladora, pasan por el camino cercano al lugar donde su hija fue abandonada sin vida.

Transitar por ahí para ellos es inevitable, porque por más accidentada -y en tiempos de lluvia, lodosa- que sea la pendiente, no existe otro acceso para la colonia El Chicote, Delegación Sánchez Taboada, más que ese, que inicia en una banqueta para automóviles y peatones por igual.

Ahí fue donde Rufina y Julio pudieron criar una familia, rezagados en una loma con caminos que hicieron las llantas de los carros, sin servicios, y con la electricidad apenas suficiente para que ese asentamiento no desaparezca de noche. Un contraste con Residencial Barcelona, fraccionamiento que se levantó a un lado. La rutina de Gabriela, como la de toda su familia, estaba limitada por la pobreza. Por eso, aunque terminó de forma regular la primaria y la secundaria, su paso por la preparatoria se complicó y tuvo que buscar otra alternativa: una escuela semipresencial de dos horas al día por 100 pesos semanales, y un trabajo cercano a su casa que terminaba diariamente a las nueve de la noche.

Evitaba actividades escolares fuera del horario que le impidieran trabajar, y hacía posible que por las noches, al final de su jornada laboral, sus padres pudieran ir por ella. “Ella nunca andaba sola más que en las mañanas”, insisten su hermana Inés y su madre. La hora de Gabriela eran las nueve de la mañana.

Salía de su casa para ir a la escuela aproximadamente dos horas después de la partida de sus padres y sus hermanos, trabajadores de maquila y la construcción. Por eso sus familiares dicen que la menor salió a esa hora el miércoles 14 de septiembre y que caminó por el sendero que saca de la colonia, a unos metros de donde el viernes 16  fue encontrada, donde hoy están los restos del cordón  que delimitó el área para las investigaciones periciales y un ramo de flores en su memoria, que de a poco toman un tono gris.

Según información que dio a conocer Miguel Ángel Guerrero, coordinador de la Subprocuraduría contra la Delincuencia Organizada en Tijuana, de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), Gabriela fue golpeada y amarrada de las muñecas a un chamizal, fue  estrangulada y con indicios de  abuso sexual. Estaba desnuda, al lado una mochila con cuadernos y cambios de ropa, y afuera un uniforme escolar, aunque su madre y hermana alegan que no  había código de vestimenta en su escuela. El funcionario mencionó que existe la posibilidad que haya sido penetrada muerta, pues aunque tenía semen en la entrepierna, no había marcas de penetración, mismas que son menos evidentes cuando sucede con el cuerpo sin vida. La otra posibilidad es que el agresor haya eyaculado sobre ella.

También informó que ahí se encontró un oso de peluche vestido con  prendas femeninas, que en la parte inferior tenía un hoyo, como simulando una vagina. “La madre de la menor nos dice que nunca faltaba, pero encontramos una mochila con cambios de ropa, no se presentó a la escuela, no se había presentado a trabajar. Entonces estamos aclarando unas situaciones en la escuela, en el lugar de trabajo, y si los hechos ocurrieron cuando ella sale de su casa”, expresó el funcionario. Por la zona y la manera en que se las autoridades han observado el caso, se sospecha que el responsable es una persona que vive cerca, y que padece de algún tipo de trastorno mental.
EL JUEVES 15 DE SEPTIEMBRE ASESINARON A CYNTHIA

Cynthia Patricia Calderón Verduzco fue sorprendida por su asesino mientras dormía en su casa, dentro del fraccionamiento Villa del Campo de la delegación La Presa Este la mañana del jueves 15 de septiembre. Su madre salió como todos los días a las 6:30 de la mañana a trabajar,  y ella no tenía obligación de levantarse temprano porque acababa de renunciar a su empleo en una fábrica.

La persona que entró a la vivienda  tenía llave o algún otro modo de ingresar sin forzar la puerta, sostiene su madre Arcelia Verduzco, pues las mismas autoridades ministeriales así se lo explicaron. La noche previa, Cynthia dejó un cuchillo encima de la jaula de su conejo, que utilizó para picar el alimento del animal, y que horas después el asesino tomó para clavárselo en el cuerpo hasta quitarle la vida.

“Ella se levantó de la cama, porque ella luchó. Cuando a mí me dijeron ‘su hija no fue violada, pero sí se ensañaron con ella’, yo me pregunté, bueno, ¿en qué forma se ensañaron con ella? Cuando me entregan el cadáver yo abrí el ataúd para quitarle un labial que le pusieron y que no me gustó.

Yo no le miraba moretes, solo dos cuchillazos que le dieron en la cara, entonces le destapo desesperada sus manos y las tenía cortadas”. Cynthia entraría a la Facultad de Derecho en la Universidad Autónoma de Baja California (UABC) en enero del próximo año. De acuerdo a lo que la PGJE ha informado a la familia, hay sospechosos.

LAS ESTADOUNIDENSES DESTENY Y DESTINY

El asesinato de Desteny y la desaparición de Destiny, son otros casos que se han agregado a la violencia contra las mujeres durante estas semanas, y que por sus nombres, incluso se confundieron. Miguel Ángel Guerrero aclaró que Desteny Memory Hernández, originaria de San Diego, California, de 18 años de edad, es la jovencita que se encontró muerta por impactos de bala en la cara y el cuerpo en unos campos de béisbol sobre la Vía Rápida Poniente el jueves 8 de septiembre, después de haber sido reportada como desaparecida.

El funcionario comentó que de acuerdo a la declaración de su madre, ella y una pareja que tenía, habían sido detenidas por autoridades estadounidenses al tratar de ingresar droga al vecino país, por lo que la línea de investigación son sus probables nexos con el narcomenudeo. En días previos, Desteny había intercambiado mensajes vía WhatsApp con una de sus amigas, a la que le dijo que estaba en el bar Le Conteiner, acompañada de algunos hombres.

Por otro lado,  la Unidad Estatal Investigadora de Búsqueda de Personas No Localizadas investiga el paradero de Destiny Angélica Alegría, quien tiene 22 años de edad y es nacida en Las Vegas, Nevada. Según información de la PGJE, Destiny, adicta a las drogas, escapó del centro de rehabilitación en que la internó su madre en Tijuana desde el 17 de mayo de este año, desde entonces se desconoce su paradero.

CARACTERÍSTICAS DE FEMINICIDIO: CEDH

Los hechos y sus características, deben provocar cuestionamientos sobre si se hace lo suficiente para erradicar la violencia contra las mujeres, adolescentes y las niñas, aporta la presidenta de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), Melba Olvera, pues los crímenes narrados deberían investigarse y juzgarse como feminicidios.

Recordó que el Artículo 129 del Código Penal de Baja California, establece siete elementos para que el asesinato de una mujer entre en el tipo penal, entre ellos, que haya existido entre el agresor y la victima relación de parentesco, concubinato, noviazgo, amistad, de subordinación o superioridad; que la víctima presente signos de violencia sexual, que se le hayan infligido lesiones infamantes, degradantes o mutilaciones, que el cuerpo haya sido expuesto o arrojado en un lugar público, entre otros.

Con fundamento en una recomendación de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (554/2013), desde octubre de 2015, la CEDH exhortó oficialmente al Gobierno del Estado de Baja California para que la totalidad de las muertes violentas de mujeres se investiguen con una perspectiva de violencia contra la mujer y se determine si existieron o no razones de género en el crimen.

“Tiene el objetivo visibilizar la forma extrema de violencia que viven las mujeres, que nos lleva a analizar otros formas de violencia que hay alrededor, y dentro de esta petición al gobierno también está  que se utilicen los protocolos (en la materia)”, como el de la Procuraduría General de la República (PGR)  y de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Olvera agregó que en los últimos meses, personal del Poder Judicial y de la PGJE ha sido capacitado para la investigación con perspectiva de género.

2016: 67 HOMICIDIOS DE MUJERES

En lo que va del año se han registrado 67 homicidios de mujeres en Tijuana, precisó Guerrero, la mayoría, más de 50, tenían relación con la venta de droga. Sin embargo, no se pudo conocer cuántos han sido investigados como feminicidios. Datos proporcionados  por la CEDH refieren que ya se rebasó la cifra que alcanzó la violencia en 2008, cuando fueron asesinadas 64 mujeres. Además, la Comisión aportó que en 2015, de los 37 asesinatos ocurridos, cinco fueron catalogados como feminicidios. Hasta mayo de 2016 de este año, la cuenta iba solo en  tres.

Con información de ZETA

(2229)

Publicar tu comentario

Comentario